Nube y Agua

Nube y Agua
El desapego de las nubes...la humildad del agua

sábado, 4 de enero de 2014

Ternura




Durmiéndose...
El dedo de su abuela
En la manita

12 comentarios:

  1. Muy tierno el haiku. No hay imagen más entrañable que la de un bebé, seres que todavía carecen de historia y, por tanto, no tienen nada de que arrepentirse.

    Saludos cordiales.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí. Tienes razón. Todavía no los hemos prgramado...
      Se les ve tan tiernos y frágiles...
      Un abrazo
      j

      Eliminar
  2. Deberían ser de chocolate y caramelo. Como no lo son, los cubrimos de besos suaves.

    bsss :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡ Engordarían!!
      Es mejor así Ane
      Bss
      j

      Eliminar
  3. ¿Es tu nieto(a)?

    Si es así, la ternura se multiplica hasta el infinito.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es mi nieta y como bien dices la ternura se multiplica hasta el infinito
      Bss
      j

      Eliminar
  4. Es muy linda J. Ellos son capaces de sacar lo mejor de nosotros.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Leti. Es clavada a su abuelo, (en el segundo apellido)
      Tienes razón su presencia es capaz de despertar la bondad que llevamos dentro, tan dormida muchas veces.
      Bss
      j

      Eliminar
  5. Siempre... grandes momentos...

    Un abrazo, J.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que te voy a contar a ti!!!
      Pues desde la "abuelez" aún es más intenso
      Un abrazo
      j

      Eliminar
  6. Cuánta ternuraaa, felicidades una niñita muy bonica

    Un gran abrazo

    ResponderEliminar
  7. La verdad es que tendríamos que mirar más a los bebés... seríamos mastiernos
    Muchas gracias Xaro
    Bss
    j

    ResponderEliminar