Nube y Agua

Nube y Agua
El desapego de las nubes...la humildad del agua

jueves, 14 de julio de 2016

Teníamos razón...




   Efectivamente. Teníamos razón los millones de personas que salimos a la calle para manifestarnos ante la inmediata invasón de Iraq en 2003.
   Hace unos días, se han hecho públicas las conclusiones del informe Chilcot, ( que ha pasado sin pena ni gloria por los mass mierda), que ha investigado los motivos fundamentalmente de la participación del Reino Unido (más bien, Desunido) en dicha agresión. No son las conclusiones de un radical como yo, la investigación ha durado siete años y ha costado 13 millones de euros. Aquí pueden leer sus conclusiones, que coinciden punto a punto con las que muchos , sin invertir tanto tiempo y dinero, teníamos en 2003. No es que sea más listo que nadie, que puedo asegurar ante notario que no lo soy, pero voy teniendo años y los años enseñan mucho. Una de las más importantes es que "todo se repite", cambian los actores, el decorado, el teatro, pero es la misma obra, el mismo argumento.
   No se trataba de liberar al pueblo iraquí de Sadam Husseim, que no era precisamente una monja de la Caridad. Curiosamente sus excesos anteriores y la guerra contra Irán fueron apoyados moral, política y financieramente por los EEUU y sus aliados, cuando en otra época, jugaba en su equipo.
    Se trataba de controlar la zona, especialmente rica en petróleo. No existían armas de destrucción masiva, que habían sido destruidas a raiz de  de la primera Guerra del Golfo en 1991. Era sólo una justificación para atacar, con vistas a la galería. Había que generar miedo para así contar con el apoyo de los ciudadanos occidentales,dispuestos a tragarse cualquier milonga, si eso les permite mantener sus excesos y comodidades superfluas.
   Entre 1994 y 2002 tuve ocasión de vistar varias veces Iraq por motivos de trabajo. Como estaban prohibidos los vuelos, había que viajar, siempre de día, en coche desde Amán por la "Bagdad Highway", en aquellos tiempos la carretera más peligrosa del mundo, debido al bandolerismo y a los accidentes de los innumerables camiones cisternas, cuyos restos, muchas veces aún humeantes jalonaban la ruta.
   Visité hospitales otrora ultramodernos, que después de la primera guerra se encontraban en un estado calamitoso, con los enfermos hacinados en camastros que eran el paraiso de las bacterias. Practicamente sin equipos ni medicamentos esenciales. Recuerdo especialmente la unidad de grandes quemados de un hospital que carecía de cristales en las ventanas, lo que permitía a los innumerables moscas que entraban darse un festín sobre las quemaduras apenas tratadas, ya que se carecía de lo más elemental.
   Visité el refugio antiaereo de Al-Amiriya que fue atacado por la fuerza aerea de los EEUU, a pesar de saber que no tenía valoer militar. Un primer ataque con una bomba de perforación perforó el techo dejando un agujero de varios metros y llegando hasta el sótano. La explosión mató a numerosas personas , (civiles), que se encontraban allí. A los poco minutos, entró por el orificio una bomba incendiaria guiada por laser, que hizo el resto. Una mujer de negro riguroso que había perdido a su familia allí hacía de guía  me fue mostrando las huellas de carne carbonizada en las paredes. Se podían ver algunas huellas de  manos. Especialmente impactante era la huella que dejó en la pared al carbonizarse, una mujer con un bebé en sus manos.
   Ha quedado ya en el olvido también el bombardeo a los restos del ejército iraquí, que sin armas, se retiraba vencido hacia su país. Las fuerzas aereas de la coalición se ensañaron con la columna en un ataque sin la menor justificación militar, que se califica como un crimen de guerra.
   Cuento estas cosas, que algunas pude comprobar personalmente, para destacar el hecho de que este Iraq que los "Cuatro de las Azores" nos vendieron como una amenza, la guerra del 91 lo había mandado ya a la Edad Media y para que quede constancia de lo que "los buenos" hacemos, (o colaboramos en hacer) para mantener nuestro estatus y "recuperar nuestro puesto en el concierto de las naciones" como nos decían en el Aznarato.
   Es difícil calcular las víctimas que la agresión de 2003 produjo en Iraq. Se habla de que entre 2003 y 2011 se produjeron casi medio millón de víctimas mortales, de las cuales el 60% se atribuyen a actos violentos. Incalculable es el sufrimiento de los que han quedado vivos y patente el estado político y económico en que hemos  dejada sumida a esa región, en ese "afán" de "llevarles la democracia"
   Si. teníamos razón, pero qué más da. Siguen ganando los que piensan como aquellos impresentables que provocaron este desastre. Se les vota una vez y otra, se les disculpa. Todo sea porque mi estatus de vida no pierda en calidad. Si hay que matar, se mata, lejos.
   Les dejo este vídeo, en el que pueden ver cómo dispensan la democracia en aquellas tierra mediante helicópteros Apache.

miércoles, 15 de junio de 2016

martes, 7 de junio de 2016

Morir de éxito


“La mayor carencia de la raza humana es nuestra
falta de habilidad para entender la función exponencial”
“Estamos ética y moralmente obligados a reconocer
que el crecimiento en el uso de recursos de cada individuo,
de una población también en crecimiento, es la causa principal
de todas las crisis ambientales y de recursos que sufrimos”
Dr. Bartlett

   En estas últimas semanas está dando mucho que hablar el color de las aguas del Mar Menor. Para quien no lo conozca, el Mar Menor, es una laguna de agua salada situada en el litoral murciano, que ha sido considerada como la joya del turismo de la Comunidad Autónoma de Murcia. Un sitio ideal, no sólo para el baño sino también para todo tipo de deportes acuáticos. Estas bondades lo han convertido en el destino ideal para pasar unas vacaciones veraniegas. Se arreglaron sus playas y hasta se crearon donde no las había. Los municipios en sus riberas han crecido, con más desorden y avidez de los que  convendría y se han construido varios puertos deportivos. Como todo se ha hecho al modo "tírale pijo" en expresión murciana, es decir, hasta que reviente, sin planificación que tuviese en cuenta las condiciones ecológicas de la laguna y en base a las ansias del "Homo Ladrillensis", especie autoctona altamente depredadora que convierte cualquier terreno en bloques de adosados, la laguna se empezó a resentir. En verano las depuradoras no tenían capacidad para depurar todas las aguas residuales  que generaba el tremendo aumento de población y naturalmente vertían en parte al Mar Menor
   Afortunadamente la crisis paralizó la construcción de megaproyectos que se estaban planificando para construir en las cada vez más escasa zonas aún sin edificar. Estos proyectos son, económicamente hablando, una bendición para el ayuntamiento al que pertenecen. Conciertos económicos, licencias de construcción, impuestos sobre bienes inmuebles, suponen un chorro de dinero para los municipios ribereños y posiblemente también, presuntamente, para sus ediles.
   Pero a la par de este desarrollo urbanístico la zona sur ha visto crecer las explotaciones agrícolas que se ha convertido en zona de regadios y cultivos intensivos de verduras con destino a la fria Europa. Estas explotaciones se ven en la necesidad de utilizar gran cantidad de fertilizantes, que por arrastre o lixiviación iban a acabar en la laguna. Durante unos años, como consecuencia del enriquecimiento en materia orgánica de las aguas, estas se poblaron de un enorme cantidad, más bien plaga, de medusas que no eran bien recibidas por los bañistas, pero que cumplían una función de limpieza, ya que en el fondo son pequeñas depuradoras flotantes. Las autoridades lucharon denodadamente cada verano para limpiar de medusas, que espantaban a los bañistas. Aún a pesar de todo, sus aguas mal que bien mantenían una cierta calidad, eso sí decreciente, y las redes antimedusas en las playas permitían a los turistas pensar que todo estaba controlado....
   Existían numerosos estudios e informes técnicos así como de organizaciones ecologistas, (¡ah , esos aguafiestas!) que avisaban hasta el extremo de ser incómodos, de la degeneración galopante que se estaba producientdo en este entorno otrora paradisiaco. Obviamente las autoridades regionales y locales hacían caso omiso, mientras crecían las zonas urbanas y agrícolas y se "creaban gran cantidad de puestos de trabajo"
   De repente todo ha cambiado. Las aguas en invierno ya no se aclaraban, pero lo que es peor la llegada de la primavera ha aumentado el fitoplancton en forma tal que el agua ya es un puré verde/marrón con una visibilidad de centímetros. Se ha producido la eutrofización. La opacidad del agua es tal que dificilmente llega la luz solar al fondo, con lo que las algas y plantas que lo pueblan  tienen sus días contados y se acabarán pudriendo con sus correspondientes malos olores. Hemos matado a la gallina de los huevos de oro. Morir de éxito.


   Las autoridades que llevan decenas de años ignorando la degradación que se se estaba produciendo, de repente tienen prisa. A pocas semanas de la temporada veraniega el agua presenta un aspectos poco atractivo para el baño. Puede ser una catástrofe turística sin parangón en la región. Pero  lo que se ha ido cocinando en décadas de dejadez no se arregla en una semana, máxime cuando  las medidas a tomar chocan con los intereses agrícolas y ladrilleros.
   Esta situación que "de repente" se ha dado en el Mar Menor de mis amores, me recuerda mucho a la que se producirá en otro entorno , también limitado, que llamamos Tierra. Se viene avisando, también desde hace décadas de que lo que llamamos "civilización" es insostenible a largo plazo para el entorno. Estamos acabando con los recursos naturales, a la par que vertemos desechos tóxicos en forma de gases, líquidos y sólidos a un entorno, que por grande que nos parezca, tiene límites, límites que estamos tocando y que se manifiesta en forma de cambio climático de mayor dificultad para encontrar combustibles fósiles y materia primas esenciales para nuestro "estado del bienestar" Derrochamos como si no hubiese un mañana y contaminamos de la misma forma. Un día no muy lejano, "nuestras aguas" se volveran marrones y querremos evitar urgentemente lo inevitale con medidas efectivistas, que nada solucionan. Entonces será tarde. No hemos sido capaces de entender la función exponencial ni de entender que nuestro mundo, al igual que el Mar Menor, también tiene límites...
   Les recomiendo que vean este vídeo sobre lo que significa la función exponencial

domingo, 29 de mayo de 2016

La pregunta a las estrellas


  Cuando nos pavoneamos de nuestros éxitos. Cuando pensamos que nuestros problemas son los más importantes, conviene, en una noche estrellada, mirar al cielo, sin prisas y preguntarse qué importancia tienen estas cosas a nivel cósmico.
   La pregunta se contesta sola...






Las fotos están hechas desde el observatorio y el  hotel de Collados de la Sagra, donde hay los cielos menos contaminados luminicamente de la península. Un sitio muy recomendable, no sólo por este detalle...

lunes, 23 de mayo de 2016

Me repito...

Urospermun picroides
  Sí, lo se. Me repito. Pero no me puedo contener. Este ejemplar lo encontré el sábado, andando por la GR127 entre Murcia y Orihuela, bordeando el río Segura.
Me maravilla que las plantas, a las que tratamos un tanto despectivamente sean capaces de crear estas preciosidades, sin depender de subvenciones, ajenas a las estupideces humanas, sin importarles si las esteladas están o no permitidas, sin esperar el permiso de la autoridad (in)competente... ¡Qué ejemplo!


jueves, 19 de mayo de 2016

Adicción al Pensamiento. Nueva edición





   Ayer estuve en la presentación de la nueva edición del libro de Pedro Jara "Adicción al Pensamiento" en el Paraninfo de la merced de la UMU que contó con la participación , además del autor de Violeta Perán, psicoterapeuta y coordinadora de la asociación Regenera Consciencia del Cambio y la Dra. Ana Peinado experta en psicología emocional
   El primer libro suyo que lei fue "El mundo necesita terapia", ( lo pueden descargar aquí ), publicado en 2013, libro interesante en el que se considera al mundo actual, tan enfermo, como un paciente, que como su nombre indica, necesita terapia. En su momento, en este blog publiqué una reseña sobre él.
   Espoleado por sus claros y contundentes planteamientos intenté encontrar un libro suyo anterior de título más que significativo " Adicción al pensamiento". Lamentablemente estaba desclasificado, pero husmeando por internet conseguí hacerme con un ejemplar que estaba muy bien conservado y desde que lo lei, me hice un incondicional de Pedro.
   Le comenté, como supongo que le comentaron cantidad de amigos y conocidos suyos lo interesante que se sería  sacar una segunda edición, ya que detectaba una demanda importante de él.    Afortunadamente, nos ha hecho caso y ayer fue la presentación en sociedad de esta nueva edición que además del original contiene en cien páginas nuevas una serie de microrelatos y contundentes poemas de gran carga psicológica.
   Siempre me han atraido los microrelatos. Son algo así como los haikus o la pintura sumi-e. Los empieza el autor, pero lo tiene que terminar el lector o espectador, que ya no son entonces meros observadores o lectores pasivos sino que tienen que involucrarse en "terminarlos",  descubriendo por sí mismo el mensaje o las emociones contenidas en ellos. Esta lectura u observación activa hace que la idea que se quiere transmitir, al ser descubierta por el observador o lector, quede fijada con mucha más fuerza que si simplemente se expusiera como un argumento más.
  "Adicción al Pensamiento" no es un libro de autoayuda al uso donde se dan recetas fáciles a un lector cómodo que quiere- ¡ya!- un "guiaburros", (¡y nunca mejor dicho!), para solucionar algún problema psicológico que atenaza al lector. No vende la moto de que vaya a cambiar rápidamente nuestra vida, ganemos más dinero, seamos más felices o tengamos relaciones fantáticas (y multiorgásmicas). Huye de esa "culturilla" de "ignorancia ilustrada", tan de moda en la que a base de articulitos de revistas de gran tirada, en 300 palabras, uno se hace "experto" en dietas o en psicología.
   No es un libro que se lea fácil, de estos que como las papillas de contraste radiológico, se ingieren pasan por el tracto gastrointestinal... y se excretan, sin que queden restos. Cuando lo abro soy consciente que no es un libro para matar el tiempo, ni para leer entre retortijones, es un libro de estudio que precisa de libreta para tomar notas y rotulador fosforito para marcar. No adula al lector, casi más bien le echa la bronca, pero está bien que sea así. Lo enfrenta consigo mismo. Vivimos en la cultura del mínimo esfuerzo, del mando a distancia, del "cuéntamelo", o hazme un resumen, el esfuerzo implica atención y la atención es la herramienta base para aprender cosas nuevas, o desaprender cosas que no queremos mantener, (malos hábitos por ejemplo)
   El libro contiene, ¡cómo no! ejercicios prácticos para aplicar la teoría que ha sido explicada o creada, (a través de las microhistorias y poemas), ya que no se trata de conocer cómo hay que hacer gimnasia sino que hay que practicar el ejercicio si queremos desarrollar el múculo. No se trata de ser un pedante de buenas palabras al estilo de "consejos vendo, para mi no tengo", se trata de ampliar nuestra conciencia de hacernos la... posiblemente única "Gran Pregunta": ¿Quiénes somos?, cuya respuesta, es la respuesta a todo lo demás y que nadie nos puede dar, porque si nos la dan no vale para nada. Tiene que surgir "de dentro", descubrirla por nosotros mismos. En este aspecto  "Adicción al Pensamiento " es una efectiva herramienta que debemos utilizar con atención y constancia.
   En fin Pedro, nada más me queda agradecerte tu esfuerzo y dedicación por poner a nuestra disposición de nuevo este gran libro.

   Si están interesados en obtener el libro lo pueden encontrar en www.casadellibro.com
   Proximamente está prevista una edición en formato digital en Amazon
 
 

viernes, 13 de mayo de 2016

martes, 10 de mayo de 2016

Diferentes opiniones.



   Parece ser que es muy importante que todos pensemos, (bueno mejor si no pensamos nada), lo mismo. La uniformidad, da la felicidad. Cuando uno pertenece a un gran (o pequeño) partido, se aplica la uniformidad. Todos los miembros deben estar de acuerdo con las directirces del partido. Se debe renunciar al pensamiento propio, ( mejor dicho a pensar). Ya hay pensadores oficiales en el partido, ( o los medios de manipulación), que asumen esa incómoda tarea de pensar por todos nosotros y luego emiten un resumen, facilmente digerible por cualquier cerebro, (como un articulo de TELVA), en donde se nos dice lo que tenemos que pensar, así no perdemos el tiempo en esa ingrata tarea, que sólo genera exclusión social. Si en un achaque, te da por pensar, lo más probable es que te salgas de la ortodoxia del partido y no salgas en la foto. A los que no salen en la foto no les queda más que la soledad y el desprecio de sus ex-correligionarios que los tachan de traidores.
   Pero esta situación idílica del pensamiento único, no es posible, lamentablemente. Por ejemplo un ciudadano que ha tenido la suerte de nacer, ( o de llegar con su esfuerzo) a un determinado nivel de vida, alto, que le permita tener un patrimonio amplio y diverso, no puede pensar exactamente igual que el ciudadano que ha nacido en un nivel social mísero, donde existen pocas oportunidades por mucho esfuerzo que haga. El primero defenderá su estatus, sus lujos, la ley, (siempre y cuando le favorezca), la propiedad privada. El otro no estará tan de acuerdo con los anteriores valores, que de alguna forma no le ayudan precisamente a salir de su miseria.
   Una persona que haya nacido en un país donde la religión oficial es la católica, no tendrá la misma visión que uno que ha nacido en un país musulmán, como por ejemplo Arabia Saudi. Lo curioso es que si ambos ciudadanos intercambian sus lugares de nacimiento, el católico sería musulmán y el musulmán muy probablemente católico. Hay una película, "El hijo del otro" ambientada en el conflicto árabe - israelí que pone de manifiesto esta situación y hasta que punto nuestros prejuicios son adquiridos del entorno
   Esto no tendría mayor importancia si no fuera porque intentamos desaforadamente imponer nuestras formas de ver la vida, consecuencia de "nuestra posición" en la vida a los que no tienen la misma posición. Que triunfe nuestro limitado y a veces no muy acertado punto de vista es fundamental para nuestro ego y no vamos a ahorrar esfuerzos en conseguirlo.
   No es que nuestro punto de vista sea érroneo. El problema es que se forma en función de los datos que tenemos disponibles, (lugar de nacimiento, cultura de la sociedad donde vivimos, educación, intereses...etc.). Por fuerza es limitado y la única forma de ampliarlo, es contrastarlo con otros puntos de vista que no sean similares a los nuestros. Si sólo tratamos con gente de "nuestra onda", que nos da la razón, nuestro ego estará encantado, (¡cuanta gente piensa como yo!: eso quiere decir que tengo razón), pero no seremos más sabios, aunque para mucha gente eso de ser más sabios les importa un pimiento, es hasta incómodo...).
   Si admitimos que nuestra opinión es limitada, podemos escuchar -sin querer matarlos- a los que piensan de forma diferente y de esa escucha y con  un ánimo integrador, podemos, ambas partes, acceder a una visión más real, más tridimensional, que nos permita interaccionar mejor y más efectivamente con el problema o situación. El "otro" deja de ser enemigo, es el que nos permite ver la otra parte oculta por nuestra cultura y prejuicios...
   Nuestra "altura sobre el suelo" aumenta con la cultura, con la información dispar que obtemos, con las opiniones diferentes, escuchadas con una mentalidad abierta que no pretende juzgar o rechzar simplemente por que no coincida con la nuestra. Es como despegar del suelo y movernos de forma que accedamos a otras fachadas y a una visión desde lo alto dee un edificio, del que sólo veíamos la fachada en la que nos dejaron...
   Demasiado bonito. Aquí preferimos radicalizar nuestras opiniones y acabar, fisicament,e (entre 1936 y 1939 ya lo hicimos y estamos deseando hacerlo de nuevo),  con los que no mantienen las mismas ideas que nosotros.

lunes, 2 de mayo de 2016

El bicho rojo


Un bicho rojo
en la flor de manzano.
Hay hambre ¿eh?


   Si me siguen en el blog, habrán podido deducir que tengo un manzano en casa y que estos días está en flor. Esto de la floración de los frutales me llama bastante la atención y me provoca un estado de ánimo, que no sabría definir, pero que en principio es intenso y positivo. Todos los días le hago una serie de fotos a las flores con diferentes luces, en diferentes momentos y posiciones, así sigo la  evolución de lo que en su momento serán manzanas. Manzanas que no son las mejores del mundo en cuanto a sabor, pero pasa como con los hijos,, que son las tuyas. Considero un privilegio de difícil, por lo incalculable, valoración seguir los ciclos de la naturaleza, casi en pijama. Los aspectos tan diferentes de las plantas según la época del año. Los bichillos que van apareciendo y desapareciendo, las flores que un día se abren y pocos días después mueren, pero a cambio de transformarse en frutos... La vida, llena de cambios, de nacimientos y muerte, "pasando" del control de esa plaga en la que se ha convertido la humanidad. Todo pasa, todo se transforma nos guste o no y esa experiencia no es forzosamente mala o triste, al contrario. Lo malo es apegarse a una determinada situación. Estas flores del manzano que tanto me fascinan, seguro que ni las vería si durasen doce meses. Lo efímero resalta la belleza.
   Hoy en el manzano había una Lachnaia sexpunctata, un bichillo parecido a la mariquita, pero con seis puntos, un tanto patoso en su vuelo (o se debe decir "aloso"), que aparece entre abril y mayo y que además viene con un hambre feroz. Le hecho unas cuantas fotos mientras se ponía ciego comiéndose un pétalo de flor de manzano. No le dará tiempo a engordar...  


domingo, 1 de mayo de 2016

Adicción


   Cuando llegan estos meses de Abril y Mayo no puedo parar de hacerles fotos. Debo tener cientos de ellas, desde diferentes ángulos con más o menos vilanos ... en fin que chocheo por ella.
   Pero es que me parce realmente una maravilla y un misterio a la vez que tenemos en cualquier prado al alcance de la vista.
La delicadeza de las plumas de los vilanos, que les permitirán volar esparciendo la especie a cada racha de viento o a cada soplido. La arquitectura de las semillas, con sus dientes para poderse agarrar firmemente al terreno donde caen, (digo yo que será para eso...). Y todo esto sin la intervención de la mano del hombre, sin que participen comités de expertos en diseño, sin financiación, sin políticos que se apunten el éxito ..!que maravilla!









Urospermun Picroides,( Barbas de viejo)

Racha de viento.
Sólo algunos vilanos
aún en la planta